10 remedios caseros efectivos para combatir la influenza

La influenza es una enfermedad que se presenta de forma común, aunque los casos varían de leves a graves, dependiendo de que tan avanzado esté el virus en el sistema de la persona afectada por esta enfermedad.

Si comienzas a experimentar síntomas como escalofríos, quebranto, dolor de garganta, cogestión nasal o dolores corporales, podrás combatirla con uno de los siguientes tratamientos caseros que te ayudarán a recuperarte de la influenza:

Cebolla con miel

Cebolla con miel

Tal vez la cebolla no te parezca el ingrediente ideal por su fuerte olor, pero es un increíble antibacteriano, antioxidante y antiséptico que eliminará la influencia de forma eficaz, sobre todo si se agrega la miel la cual actuará como un antiinflamatorio.

Preparación y uso

Corta la mitad de una cebolla pequeña y exprime su jugo en una taza, dependiendo de la cantidad que obtengas vas a mezclarlo con la miel, una estimación aproximada sería entre 3 a 4 cucharadas. Remueve para conseguir una mezcla homogénea y toma de tres a cuatro cucharaditas durante el día.

Aceite de eucalipto

aceite-de-eucalipto

Esta planta es popular por sus múltiples propiedades que mejoran todo tipo de enfermedades, razón por la cual es perfecta como remedio casero para tratar la influenza. Su cualidad expectorante abrirá las vías respiratorias que estén congestionadas por exceso de mucosa y mitigará el dolor causado por la irritación en la garganta.

Preparación y uso

En una olla onda vas a verter 500 ml de agua, coloca el fuego alto y espera a que hierva, cuando llegue el momento vas a añadir cuatro o cinco gotas de aceite de eucalipto y espera 10 minutos para apagar el fuego. Pon una toalla sobre la frente e inhala el vapor proveniente del mismo por 15 minutos. Repite dos veces al día.

Infusión de limón y miel

Infusión de limón y miel

El limón es un excelente antibacteriano que eliminará todo agente patológico como el virus que produce la influenza. Se encargará de fortalecer el sistema inmunológico, desintoxicar el organismo y mejora la respiración al descongestionar tanto la garganta como la nariz.

Preparación y uso

Cuando esté hirviendo la taza con agua, agrega dos cucharadas de miel y remuevelo por varios minutos para obtener una mezcla homogénea. Corta el limón en dos pedazos y vierte su jugo en la taza, apenas esté lista la infusión bébela tres veces al día.

Infusión de ajo y limón

El ajo puede no ser el ingrediente favorito de muchos, pero cuenta con numerosas propiedades que mantendrán la salud de aquellos quienes lo consumen en el mejor estado posible. Es analgésico, antiséptico y antimicrobiano, con seguridad acabará con la influenza y todo tipo de gripe.

Preparación y uso

Cuando el agua esté hirviendo, viértelo en una taza y agrega dos dientes de ajo aplastados, el zumo de la mitad de un limón más una cucharadita de miel, mezclalos bien y luego cuela la infusión para que puedas ingerirla, tómala una vez al día.

Infusión de té verde

Infusion-de-te-verde

El té verde combatirá la infección con eficacia acabando con el virus en un corto período de tiempo debido a sus cualidades antibacterianas, antivirales, analgésicas y antiinflamatorias. También puedes mezclarlo con zumo de limón al gusto para intensificar los resultados.

Preparación y uso

Puedes colocar agua a hervir en el microondas o en una olla a fuego alto para luego incluir una bolsa de té verde, si deseas agrega la mitad de zumo de un limón y una cucharadita o 10 ml de miel para endulzar la infusión. Bébelo tres o cuatro veces al día.

Infusión de jengibre

Infusión de jengibre
Heißgetränk mit ingwer

El jengibre es una beneficiosa planta que contiene cualidades antibacterianas, analgésicas y antipiréticas, es ideal para tratar la influenza, es una infusión poderosa, aunque podrías potenciarla con limón y miel, en un par de días ya estarás completamente recuperado/a.

Preparación y uso

Vierte 150 ml de agua en una olla pequeña a fuego alto, después de llegar a su punto de ebullición apaga el fuego y pásalo a una taza. Corta un jengibre por la mitad y añade un pedazo en el agua, más el zumo de la mitad de un limón y una cucharada de miel, remueve y espera 15 minutos para retirar el jengibre y tomar la infusión. Repite tres veces al día.

Infusión de sauco

Las hojas de sauco tienen cualidades depurativa, antioxidante, sudorífica, analgésica, antiinflamatoria y antiséptica. Aumentará todas las defensas del organismo, disminuirá la fiebre, el dolor en el cuerpo y los demás síntomas que presentes debido a la influenza.

Preparación y uso

En una taza con agua hirviendo vas a agregar una cucharada con hojas de sauco, si deseas puedes agregar otra cucharada con hojas de tilo para intensificar los resultados y una cucharadita de miel. Revuelve por varios segundos, espera a que repose por 15 minutos para colarla y beberla. Puedes hacer esta infusión dos veces al día.

Infusión de equinácea

Infusión de equinácea

Sus propiedades antiinflamatorias disminuirán el dolor en la garganta y potenciará el sistema inmunitario aumentando la transpiración en el cuerpo, el cual eliminará la fiebre y diversos síntomas originados por la influenza.

Preparación y uso

Coloca una taza de agua en el microondas por 5 minutos para que hierva, luego agrega 5 hojas secas de equinácea, revuelve rápidamente y espera 15 minutos a que repose. Ahora se deberá colar para beberla, podrás hacerlo tres veces al día como máximo.

Tomillo

Infusion-de-Tomillo

El tomillo actuará en el cuerpo como un protector de virus, bacterias y todo tipo de microbios; este tratamiento natural descongestionará la nariz del exceso de mucosa, disminuirá la inflamación en la garganta y mejorará las heridas producidas por la constante tos seca.

Preparación y uso

La primera opción es colocar en una olla 300 ml de agua a fuego alto, cuando comience a hervir, baja la intensidad del fuego, añade 50 gr. o 4 cucharadas de tomillo y espera 15 minutos. Apaga el fuego, coloca una toalla sobre la frente e inhala el vapor por varios minutos. La segunda es hacer una infusión con 15 gr. o una cucharada de tomillo y beberla dos veces al día.

Jugo de naranja

Jugo de naranja

Al pasar por un proceso viral como lo es el de la influenza y no tomar liquido suficiente para mantenerse hidratados es un error, por lo que puedes lidiar con la influenza hidratándote con jugo de naranja principalmente por el gran contenido de vitamina C.

Preparación y uso

La preparación de un jugo de naranja es algo que la mayoría sabe hacer, pero para este caso, te recomendaremos usar 12 naranjas en un litro de agua y beber durante el día; mañana, tarde y noche, para aprovechar el fortalecimiento del sistema inmunológico más efectivamente por sus propiedades.

Sobre Christine L. Woodson

Graduada de Biología en la Universidad Central de Venezuela (2006). Formo parte de un equipo, donde realizó investigaciones de índole evolutiva. Alli adquirió extensos conocimientos sobre heredabilidad, genética y otras cuestiones relacionadas con el ADN. Actualmente, se dedica a tiempo completo a la redacción de articulos cientificos, Que involucre la evolución animal, psicología y medicina humana.